¿Sabías que árabe se escribe de derecha a izquierda? De hecho, al aprender árabe, el reto comienza en cuanto uno se da cuenta de que debe empezar el libro por el final e ir pasando páginas hacia atrás.

Deberá adoptar este hábito, entre otros, en su proceso de aprendizaje del árabe si no quiere leer el libro del final al principio.

Ver el texto en dirección opuesta puede intimidar a los hablantes de idiomas de origen latino, cuya fisiología cerebral hace que los ojos se desplacen de izquierda a derecha al leer.

!así texto un leer que tener Imagine¡

 Desde un punto de vista psicológico, al hemisferio derecho de nuestro cerebro no le gusta el árabe. Cuando aprendemos un nuevo idioma (o actividad), nuestro hemisferio derecho funciona a pleno rendimiento. Lo malo es que el árabe exige la atención del hemisferio izquierdo. Esto se debe a que los caracteres del árabe son visualmente similares y se diferencian gracias a sutiles detalles, como una línea o un punto. De este modo, tratar de entender las complejidades del árabe puede resultar una tarea muy complicada para el hemisferio derecho, ya que este utiliza información más general en la identificación de caracteres. Por el contrario, el hemisferio izquierdo, responsable de la lógica y el análisis, resulta excelente para esta tarea. El problema es que la hiperactividad del hemisferio derecho durante las primeras etapas del aprendizaje no permite que el hemisferio izquierdo interfiera.

¿Por qué el árabe se escribe de derecha a izquierda?

Escribiendo de derecha a izquierda

Científicos israelíes de la Universidad de Haifa realizaron una investigación que consistía en mostrar tarjetas a un grupo de estudiantes que dominaban el árabe,el inglés y el hebreo. Descubrieron que cuando mostraban las tarjetas en inglés y en hebreo, los estudiantes usaban ambos hemisferios para descifrar los caracteres. Sin embargo, en árabe, solo utilizaban el hemisferio izquierdo para reconocer la palabra. Cuando hacían uso del hemisferio derecho para palabras simples, contestaban al azar porque no las distinguían en absoluto.

No obstante, la función hemisférica resulta irrelevante para la hipótesis que explica por qué la escritura de derecha a izquierda es más propicia en árabe que la escritura de izquierda a derecha y de arriba a abajo.

Es evidente que todos los idiomas son fruto de nuestros cinco sentidos. La manifestación escrita de la lengua hablada era necesaria para poder expresar conceptos de la vida diaria. Los sumerios inventaron la lengua escrita para poder comerciar a distancia, ya que necesitaban conseguir los recursos de los que no disponían en la región.

Aunque es difícil precisar por qué el árabe se escribe de derecha a izquierda, algunas teorías apuntan que antes de la aparición del proceso de fabricación de papel en China, los árabes utilizaban cinceles para grabar en piedra las ideas y los conceptos que deseaban manifestar. Preferían utilizar piedra en vez de hojas, piel, huesos o conchas debido a su larga duración. Es importante tener en cuenta que la mayor parte de los «escritores» (y de la gente en general) eran diestros, por lo que usaban la mano derecha para sostener el cincel (y tallar con él) y la mano izquierda para sujetar el martillo. Trabajar en esa dirección es más natural porque implica un movimiento hacia afuera y, en consecuencia, resulta mucho más sencillo desde el punto de vista motriz. En este caso, un movimiento de izquierda a derecha habría sido contrario a la lógica y habría supuesto un mayor riesgo de lesiones.

Los sistemas de escritura del latín y el griego se desarrollaron posteriormente, cuando ya disponían de papel. Así, para evitar llenar el papel de borrones de tinta (porque la mayoría eran también diestros), era preferible escribir de izquierda a derecha, pero el árabe se escribe de derecha a izquierda.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *